Encontranos en

GOURMET

Recetas fáciles para preparar en Navidad

Publicado

on

Te ayudamos a preparar la cena del 24 con las siguientes recetas.

LOMO AL HORNO JUGOSO

El lomo al horno es una forma estupenda de preparar carne de cerdo. No quedará tan seco como si estuviese frito. Además, aquí utilizaremos una sencilla técnica para que conserve todos sus jugos en el horno. Tan sencillo como envolver el lomo en papel de aluminio, antes de meterlo al horno.


INGREDIENTES para 4 personas:

• Un pedazo de lomo de cerdo de alrededor de 1’5kg
• 4 dientes de ajo
• Una cucharadita de tomillo
• Una cucharadita de pimentón dulce
• Una cucharadita de romero
• sal y pimienta
• un chorrito de aceite de oliva

Preparación
1.- Ponemos en un mortero el tomillo, el romero, el pimentón dulce, el ajo troceado y un chorrito de aceite de oliva. Lo aplastamos hasta que quede todo aplastado e integrado.
2.- Ponemos un trozo grande de papel de aluminio sobre una bandeja de horno. Encima colocamos el lomo sin trocear. Ahora, con la ayuda de una cuchara, colocamos la mezcla sobre el lomo. Que lo cubra bien. Después, ponemos encima sal y pimienta
3.- Cerramos y tapamos el lomo con el papel de aluminio. Hay que dejar dentro una burbuja de aire. Con que lo cubras y lo cierres, es suficiente.
4.- Metemos la bandeja con el lomo tapado al horno, precalentado a 200ºC. En unos 45 minutos estará cocinado.
5.- Lo sacamos y dejamos que repose 5 minutos. Después, le quitamos el papel de aluminio, lo cortamoss en rodajas finas y lo emplatamos. ¡A disfrutar!

PECHUGAS DE POLLO RELLENAS DE JAMON Y QUESO

Las pechugas de pollo rellenas de jamon y queso, también conocidas como cordon bleu, son algo más que las típicas pechugas rebozadas. En su interior, guarda una grata sorpresa en forma de jamón cocido y queso derretido. Para hacerlas, necesitaremos dos filetes de pechuga de pollo por persona, una rodaja de jamón, otra de queso y poco más.


INGREDIENTES por persona:
• 2 filetes de pechuga de pollo
• 1 rodaja de jamón
• 1 rodaja de queso para sándwich
• Harina
• 2 huevos
• Pan rallado
• Sal y pimienta
• aceite

COMO HACER LAS PECHUGAS DE POLLO RELLENAS DE JAMON Y QUESO

1.- Salpimentamos los filetes de pollo. Los filetes lo venden ya envasados en cualquier supermercado. También puedes encontrarlos en cualquier carnicería, si se lo pides al carnicero te lo va a hacer y si no, puedes hacerlo tú mismo en casa a partir de una pechuga de pollo entera.
2.- Cubrimos uno de los filetes con el queso. Encima, ponemos una rodaja de jamón cocido (si no cabe entera, puedes doblarla por la mitad) y encima, cubrimos con más queso para sándwich. Finalmente tapamos con otro filete de pechuga de pollo
3.-Agarramos con los dedos firmemente la pechuga de pollo rellena de jamón y queso, que no se deshaga ni se salga el relleno y lo pasamos todo primero por harina, después por huevo batido, al cual previamente le habremos echado una pizquita de sal y finalmente por pan rallado. Reservamos en un plato.
4.- Cuando hayamos empanado bien todas las pechugas, congelamos durante 10 minutos o metemos en la nevera una hora. El objetivo es hacer que el empanado se asiente bien en el pollo
5.- Freír en abundante aceite hasta que quede bien dorado por fuera y cocinado por dentro. Un par de minutos. Finalmente, poner sobre papel absorbente antes de servir junto a una ensalada.

PAVO RELLENO AL HORNO


Una receta muy típica de esta época del año. Para hacerlo vamos a necesitar de muy pocos ingredientes, porque vamos a intentar simplificar la elaboración. Como resultado, obtendremos una deliciosa cena para la nochebuena o nochevieja, donde toda la familia podrá degustar de un delicioso pavo relleno de navidad al horno. Porque con este pavo, podrán comer perfectamente 8 comensales. Además, quedarás de lujo con ellos, con un esfuerzo mínimo en la cocina. Vamos con la receta.

INGREDIENTES para 8 personas:
• 1 pavo de unos 7kg
• 1kg de carne picada mitad cerdo mitad ternera
• 1 cebolla
• 200ml de vino blanco
• 200g de pasas
• 2 manzanas
• 100g de miga de pan
• un chorrito de leche
• Sal y pimienta
• Aceite de oliva

COMO HACER EL PAVO AL HORNO NAVIDEÑO:

1.- Ponemos el vino blanco en una jarrita. Introducimos también las pasas y dejamos que se hidraten en el vino durante mínimo una hora. Aunque si lo dejas una noche entera, mejor todavía.
2.- Preparamos el relleno. En un bol ponemos la carne picada, la miga de pan previamente remojada en leche, la cebolla cortada en cubos más bien grandecitos, las manzanas cortadas también en el mismo tamaño y el vino blanco junto con las pasas. Salpimentamos y mezclamos todos los ingredientes con las manos, hasta obtener una masa homogénea.
3.- Ponemos el pavo en una bandeja de horno, previamente salpimentado. Ahora, con una cuchara, vamos cogiendo el relleno que acabamos de preparar y lo introducimos en el interior del pavo por el agujero que tiene en su parte inferior. Vamos rellenando el pavo con generosa cantidad del relleno, apretándolo con la misma cuchara. Al final, debe quedar bien bien apretado, sin apenas huecos libres en su interior.
4.- Echamos un vaso de agua sobre el mismo pavo, para que después quede más jugoso. Añadimos además un pequeño chorrito de aceite. Ahora introducimos al horno previamente calentado a 180ºC y dejamos cocinar aquí durante unas dos horas. Cada 20 minutos, vamos a sacar al pavo del horno y a regarlo con el agua que haya en el fondo de la bandeja. Si ves que queda poca, añade más. Con esto, nos aseguramos que queda siempre jugoso.
5.- Pasadas esas dos horas, cuando esté dorado, lo retiramos del horno. Dejamos que repose durante unos 5 minutos y ya podemos proceder a su trinchado. Servimos junto a su relleno, que servirá de guarnición de este delicioso pavo relleno de navidad al horno.

¿Necesitás un horno para hacer tus recetas? Hacé tu pedido y GONZALEZ GIMENEZ te lo acerca hasta tu casa. Te recomendamos la siguiente opción:

PARA MÁS INFO INGRESÁ A: GONZALEZ GIMENEZ

GOURMET

Açai y sus Beneficios

Publicado

on

Por

El açaí, una de sus características, es una rica fuente de antioxidantes y nutrientes, lo que lo convierte en un potente reductor de los radicales libres; previene, por tanto, el envejecimiento y, gracias a su contenido en ácidos grasos esenciales omega 3, 6 y 9, protege contra las enfermedades cardiovasculares.

Además, está formado por un 40% de fibra, y su alta concentración de hidratos de carbono, proteínas y grasa vegetal lo hacen ideal para personas deportistas y muy activas.

El açaí es una fruta con un excelente aporte nutricional, 100 gramos de pulpa tienen aproximadamente 250 calorías (que no es poco).

Realmente representa una buena carga de calorías. Todo depende de cuál es el objetivo que se persigue y para qué se va a consumir. Un deportista podría tomarlo como desayuno o merienda y sería una excelente ingesta, pero si estás en plan de descenso de peso, no es recomendable el consumo.

Beneficios del consumo de Açaí

  • Ayuda a prevenir el estreñimiento
  • Aumenta los niveles de energía
  • Fortalece nuestro sistema inmunológico
  • Mejora las digestiones
  • Ayuda a mantener dientes y huesos fuertes
  • Mejoran la circulación de la sangre
  • Mejora los casos de artritis
  • Protegen ante las enfermedades cardiovasculares
  • Ayudan a prevenir la prostatitis
  • Reducen los dolores premenstruales
  •  Favorecen la vista
  • Cuidan del buen funcionamiento del sistema nervioso
  • Mejora la capacidad de concentración
  • Al ser una fruta de bajo índice glicémico están indicadas en casos de diabetes
  • Estimula la desintoxicación del organismo
  • Es beneficiosa en caso de procesos inflamatorios
  • Mejora el estado general de la piel
  • Ademas, hay varios topping que podemos acompañar al açai, banana, kiwi, durazno, granola, leche condensada, leche en polvo, coco rallado, etc.

    Fuente: La vanguardia.com

    Leer más

    GOURMET

    Alimentos que no debes de meter en la Heladera

    Publicado

    on

    Por

    Zanahorias

    Las zanahorias, consumidas en crudo, tienen tantas propiedades. Son ricas en fósforo y potasio, ayudan cuando estás cansado mentalmente, son un potente antioxidante y ayudan a  la vista, el pelo y las uñas. Además reducen el riesgo de tener cataratas y previenen el cáncer. Para conservar todos estos beneficios que aportan las zanahorias, lo mejor es conservarlas en un sitio oscuro, fresco y sin humedad. El frigorífico solo hace que se pudran mucho más rápido y pierdan sus propiedades.

    Pan

    Quien no consume pan todos los días?. Las posibilidades son infinitas y es un magnifico complemento en nuestras comidas. La textura y el sabor del pan deben ser las adecuadas , En definitiva, para que el pan se conserve mejor y no se ponga rancio o duro, no lo metas en la nevera, lo mejor es dejarlo en un lugar fresco y seco y siempre fuera de bolsas.

    Perejil

    El perejil es una hierba aromática que se conoce y se usa para condimentar alimentos, para hacer té, infusiones, etc. Los beneficios de consumir perejil son muchas, es diurético, digestivo, trata dolores y cólicos, mejora la respiración y el aliento, es antioxidante y tiene un sinfín de vitaminas. Para que el perejil haga su magia lo mejor es consumirlo fresco ya que de cualquier otra manera los beneficios son más reducidos. Para conservarlo fresco lo mejor es que permanezca fuera de la nevera en un vaso con agua.

    Plátano

    El plátano es la fruta indispensable en todos los hogares, es fácil de comer  y aporta muchos nutrientes a nuestro organismo como el potasio, calcio, hierro, magnesio o sodio, además de vitaminas y fibra. Te ayuda a estar satisfecho y asi llegar bien a las comidas. Para conservarlos más tiempo no los metas en el frigorífico ya que esto solo hará que los plátanos se pudran con más facilidad. Al contrario de lo que todo el mundo piensa, lo mejor es dejarlos a temperatura ambiente en un lugar fresco y seco.

    Aguacate

    Los aguacates son uno d los alimentos que todo el mundo debería consumir. El aguacate es una fruta rica en grasas omega 3 que ayudan a nuestro organismo a reducir el colesterol del malo, además, contiene mucha fibra que es muy saciante y ayuda a ir con regularidad al baño y reducir los niveles de azúcar en sangre. Si quieres que se conserven frescos más tiempo, no los metas en la nevera ya que se secarán antes y perderán sus propiedades, estarán mejor en un lugar fresco y seco.

    Kétchup

    La salsa de la vida sin duda, el kétchup está delicioso con su base de tomate. Puedes acompañar con él tus patatas fritas, hamburguesas, filetes o ensaladas, en definitiva es un condimento perfecto. Además no necesita refrigeración porque entre sus componentes ya lleva aditivos que hacen que se conserve mucho tiempo sin necesidad de frío. Puedes guardarlo en la alacena mucho tiempo sin preocuparte y seguir disfrutando de todo su sabor y sus características intactas. Un producto estrella en tu dieta sin duda.

    Aceite De Oliva

    El bien llamado oro líquido es un producto muy preciado en todos los hogares, su increíble sabor y sus múltiples propiedades lo hacen indispensable en la dieta mediterránea. La mejor manera de conservarlo y de que conserve todas sus propiedades y nutrientes es dejarlo en una botella de cristal en un lugar a temperatura ambiente donde no le dé la luz solar de manera directa. Jamás hay que meter el aceite de oliva en la nevera ya que se compactará, se volverá turbio y espeso y perderá muchos de sus nutrientes y su sabor y olor.

    Cebolla

    Las cebollas, al igual que el ajo, no necesitan frío para conservarse, se mantienen en muy buenas condiciones de manera natural, sin refrigeración, en un lugar seco y fresco alejado de la luz directa del sol. Si las introducimos en la nevera, se pondrán feas y les pueden brotar tallos debido a la humedad, además de que les puede salir moho. Para consumirlas con todas sus propiedades y su textura, mejor fuera de la nevera.

    Pera

    La pera es una fruta que Madura una vez que se ha caído del árbol, por esta razón, si las compras en la frutería recién recolectadas, puede que estén aún verdes y necesiten madurar unos días antes de poder consumirla. Para ello solo déjalas en afuera en temperatura ambiente, en un lugar fresco y seco sin que les de la luz directa del sol. Si las metes en la nevera, el frío hará que no maduren y no te las puedas comer, además de que perderán frescura, sabor y todas sus propiedades.

    Fuente: Carnovels.com

    Leer más

    GOURMET

    Cómo preparar una deliciosa payagua mascada

    Publicado

    on

    Por

    Esta receta típica paraguaya es deliciosa en cualquier época del año. Si nunca la has preparado, a continuación, te mostramos cómo puedes hacerlo siguiendo unos sencillos pasos.

    Antes de comenzar, seguramente necesitarás hacerte con los siguientes ingredientes:

    Ingredientes payagua mascada para 8 personas:

    Para la masa:
    -500 gramos de carne molida (de vacuno preferiblemente)
    – 1 kilo de mandioca
    – 2 dientes de ajo (picados o también molidos)
    – Una cebolla picada en pequeños cuadraditos
    – 2 cebollas de verdeo picadas

    Para especiar:
    – Media cucharadita de comino y una cucharada de pimienta negra o blanca
    – 1 hoja de laurel (opcional)
    -Perejil picado (cantidad al gusto)
    -Sal al gusto

    Para freír:
    -Harina
    – Aceite vegetal o manteca

    La mayoría de estos ingredientes puedes encontrarlos sin grandes complicaciones en el mercado, pero si quieres aún una mayor facilidad a la hora de adquirirlos, siempre puedes hacer la compra de los ingredientes delivery. Aplicaciones de entrega de comida a domicilio como Pedidos Ya te los traerán a casa en un momento y en nada estarás listo para empezar a cocinar.

    Preparación payagua mascada:

    1. El primer paso que debemos seguir es freír la cebolla y los dientes de ajo. Para ello, colocaremos dos cucharadas de aceite en una sartén y sofreiremos hasta que la cebolla quede transparente.

    2. El siguiente paso es añadir la carne molida junto con el comino y la pimienta. Debemos remover y mezclar bien los ingredientes, pues lo importante es que el sabor de unos y de otros se vayan complementando desde el principio.

    3. Posteriormente se añaden las cebollas de verdeo picadas y el perejil. Se remueve y, una vez que el líquido de la sartén se ha reducido, se deja reposar esta mezcla.

    4. Lo siguiente con lo que trabajaremos, es con la mandioca. Para ello, la pelaremos y la cortaremos en trozos más o menos medianos. A continuación, la cubriremos de agua en la olla en la que la hayamos colocado. Añadimos al agua una pizca de sal y la hoja de laurel y la ponemos a hervir durante aproximadamente media hora, a fuego lento.

    5. Cuando ya esté hervida, debemos escurrir el agua de la olla y sacar la mandioca para amasarla hasta que obtengamos una textura similar a la de un puré.

    6. Una vez hayamos conseguido esta textura, mezclamos con la primera preparación (la mezcla de carne, ajo y cebolla) y vamos removiendo e integrando hasta que la mezcla quede visualmente homogénea. Debemos tener en cuenta que este punto aun es adecuado para rectificar la sal y las especias hasta que el sabor de la mezcla se quede al gusto.

    7. Para terminar la elaboración de la masa, vamos haciendo bolitas espesas con y de entre 4 y 5 cm de diámetro. Posteriormente, deberemos cubrir estas bolitas con harina.

    8. Por último, deben freírse las payaguas, por los dos lados, en una sartén con
    abundante aceite.

    Para finalizar, tras freírlas, debemos escurrirlas y lo más recomendable es comerlas cuando aún están muy calientes, por lo que debemos ser rápidos y no permitir que se enfríen. Seguramente, trabajo no nos costará.

    Leer más

    Tendencia